Grandes estrellas en la Tirreno – Adriático

Quedan prácticamente días para que dé comienzo una de las competiciones de ciclismo que no suele ser de las más destacadas del año, pero que este año gana expectación, gracias a las estrellas que estarán. Los aficionados de las bicicletas podrán disfrutar de la quincuagésima edición de la Tirreno-Adriático, que se disputará del 11 al 17 de marzo en Italia. La novedad de esta competición de ciclismo es la presencia como competidores de los cuatro últimos ganadores de las más grandes vueltas del World Tour, que harán de esta prueba un acontecimiento internacional.

Las grandes figuras del ciclismo mundial que se dejarán ver por la Tirreno-Adriático son Alberto Contador –ganador de la última edición de la prueba-, Vincenzo Nibali –campeón en 2012 y 2013-, Chris Froome –segundo en 2012-, y Nairo Quintana -segundo del año pasado-.

La carrera ciclista será menos dura que el año pasado, con un circuito menos costoso, y el español Alberto Contador vuelve a estar entre los ciclistas favoritos para ganar la competición.

El recorrido de la Tirreno-Adriático: 7 etapas

Los ciclistas comenzarán la Tirreno-Adriático con una carrera a contrarreloj por equipos que tendrá una distancia de 22,7 kilómetros y se realizará en Lido de Camaiore, en la región italiana de Versilia. La segunda etapa, con un recorrido de 153 kilómetros, se desarrollará desde Camaiore hasta Cascina, donde se medirá la resistencia de las bicicletas mediante los sprint.

Después de una noche de descanso, los ciclistas volverán a retomar sus bicis para pedalear durante 2013 kilómetros, que son los que enlazan las localidades de Cascina y Arezzo.  El sábado 14 se disputará la cuarta etapa desde Inicatore (Arezzo) hasta Castelraimondo.

La jornada reina del ciclismo se vivirá el domingo. La carrera comenzará en Esanatoglia y terminará en el Monte Terminillo después de 194 kilómetros. Una etapa que discurrirá por altas montañas y donde los ciclistas deberán afrontar el Passo Sallegri y Le Arette.

La penúltima etapa volverá a estar marcada por la velocidad sobre las bicicletas a lo largo de 210 kilómetros que enlazan Rieti y Porto Sant´Elpidio. La 50ª edición de la Tirreno-Adriático finalizará, un año más, en San Benedetto del Tronto, localidad que será testigo de la coronación del vencedor de la vuelta tras una carrera contrarreloj individual de 10 kilómetros.

Un verdadero espectáculo del ciclismo que ya tiene todo preparado para dar el pistoletazo de salida. Una semana llena de emoción, nervios y ganas de disfrutar de las carreras sobre las bicicletas.